lunes, 2 de febrero de 2015

La calle Andersen de Sofía Rhei y Marian Womack

Título: La calle Andersen
Autoras: Sofía Rhei y Marian Womack 
Editorial: La Galera
Edición: Tapa blanda con solapas
Páginas: 235
ISBN: 9788424652395
Precio: 17,95
 En la Copenhague de plena revolución industrial, una niña corre por las calles nevadas, huyendo de un grupo de adolescentes con obvias malas intenciones. Kay y Gerda, no mucho mayores que la víctima, ven la persecución y cómo -muy al estilo de la época, en que la vida de un pobre apenas contaba para nadie- nadie se molesta en ayudar a la niña. Ellos sí lo harán, enfrentándose al grupo... y acabarán siendo salvados por un misterioso tercer personaje.

 Así comienza una gran aventura donde se unen la ciencia y la magia. O, quizás, como decía Arthur C. Clarke, ambas sean indistinguibles una de otra. Impresionantes autómatas, la lucha por la creación de vida artificial, investigadores sin escrúpulos, experimentos fallidos con humanos... Una historia descarnada, protagonizada por un grupo de jóvenes sin nada que perder y malvados inventores con mucho, mucho que ganar.
-------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 Tanto la sinopsis como la cubierta de este libro me llamaron muchísimo la atención y, aunque la idea principal es bastante buena: rollo steampunk, un misterio, jóvenes que intentan resolverlo... El conjunto no termina de ser perfecto y tengo que reconocer que no me ha convencido en absoluto. Me ha aburrido, mucho. 

 En La calle Andersen conocemos a Kay y Gerda, unos chicos de clase baja del siglo XIX que intentan resolver el misterio de la desaparición de decenas de niños de toda la ciudad. Para ello contarán con la ayuda de Adda, una pequeña muy extraña y de Joachim, un joven de familia adinerada con mucha afición por los inventos.

 Los chicos tendrán que averiguar quien se lleva a los niños desaparecidos, y lo más importante, para qué. Algo muy dificil para unos jóvenes normales pero Kay, Gerda, Adda y Joachim no son normales, tienen una serie de peculiaridades que les hará más fácil su misión. 

 Poderes sobrenaturales, desapariciones misteriosas, extraños inventos, autómatas, amistad, aventuras... Un cocktail que a priori puede resultar muy interesante pero al que le falta algo de chispa para enganchar. 
 La lectura se hace pesada, lenta y aburrida a más no poder. Las escritoras dan rodeos absurdos, aportan información innecesaria y nos repiten las mismas teorías una y mil veces haciendo que el ritmo de lectura no sea nada ágil y llegue a aburrir.

 Por mencionar algo bueno, la edición es bastante bonita y en su interior cuenta con varias ilustraciones de Lola Rodríguez que no están nada mal y le dan más calidad al libro. 

 En fin, un libro del que esperaba bastante pero que no ha llegado a convencerme.

 Con la colaboración de La Galera.

7 comentarios:

Grecia Garcia dijo...

Me llama muxisimo la atención, me lo apunto para futuras lecturas.
Besosss

Neftis dijo...

Este libro lo veo demasiado infantil para mi gusto.

Saludos

Tamara López dijo...

Quiero leerlo desde que salió :D

Marya dijo...

No dejo de ver este libro y me parece tan bonito que estoy deseando hacerme con él. Un besote :)

Chechu Rebota dijo...

Me atrae muchísimo este libro, promete ser muy entretenido y encima la portada me encanta.

Escritor dice dijo...

Hola!

Pues quizá he de hacerte caso y ni intentar leerlo..!

¡Abrazos! Te sigo :)

RocíoG dijo...

Pues tiene muy buena pinta, además parece que la edición es preciosa!!

Besos!!