jueves, 10 de diciembre de 2015

No me dejes de Màxim Huerta

Título: No me dejes
Autor: Màxim  Huerta
Editorial: Espasa
Edición: Tapa dura
Páginas: 332
ISBN: 9788467043990
Precio: 19,90

«Al señor Dominique Brulé le gusta llegar de noche a su establecimiento. Siempre cierra los ojos antes de encender las luces y abrir la persiana, se comunica en silencio con todas las plantas y les da un tiempo prudencial para que se coloquen porque imagina que han estado toda la noche mezclándose unas con otras y él espera a que vuelvan a estar en sus jarrones de agua limpia cuando da al interruptor. Nunca las pilla en movimiento, un día sucederá. Cuando inauguró la tienda pensó encerrarse y dejarse morir, pero al ver que las tímidas siempre vivas sobrevivían sin agua después de semanas sin atención alguna y presas del olvido en la oscuridad de su duelo, se dio cuenta que él también podría vivir sin su amor».

--------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 Desde que este autor me enamorara con una de sus anteriores novelas, El susurro de la caracola, no puedo evitar que los ojos me hagan chiribitas con cada uno de sus nuevos títulos publicados. Y es que Màxim, al margen de ser conocido por una extensa mayoría por su trabajo en televisión, es para mi una de las plumas más sensibles del panorama actual español. 

 En No me dejes nos meterá de lleno en la ciudad de París y seremos testigos, una vez más, de esa forma casi mágica que tiene a veces la vida de sorprendernos, de darnos lo que necesitamos cuando ni siquiera sabemos que lo necesitamos, de unir destinos...En esta ocasión serán el florista Dominique Brulé y  la joven y perdida Violeta, los que vivirán el milagro de encontrarse.

 Violeta es una joven madrileña que se refugia en París huyendo de una historia de amor fracasada y de una familia que parece no querer entenderla. El anuncio de Dominique en el escaparate de su floristería será como un regalo del cielo para ella. En la floristería, en el señor Dominique y en sus clientas más asiduas, Mercedes y Tilde, la joven encontrará un nuevo hogar y una nueva familia.

"Se busca ayudante de floristería.
Razón aquí. 
Me llamo Dominique Brulé. 
P.D.: Mejor si tienes nombre de flor."

 Dominique, por su parte, es un anciano peculiar y algo solitario que regenta su floristería con el mismo mimo y el mismo cuidado con el que le hubiera gustado cuidar a su mujer, fallecida de manera trágica mucho antes de que les diera tiempo a cumplir ninguno de sus sueños en común. Dominique habla con sus flores, las conoce, escribe notas maravillosas y personalizadas en sus ramos aunque nadie se lo haya pedido y sigue mandando flores de manera fiel a sus clientes aunque algunos ya no puedan pagarlas, aunque hayan muerto... 

 Dominique es un personaje maravilloso, de una ternura exquisita. A mi, particularmente, me ha llegado a recordar al abuelito de Up: Una aventura de altura de Disney y Pixar, seguro que todos lo tenéis en mente. Y que las paredes de su casa estén decoradas con posters de películas de la Nouvelle Vague me ha requetencantado y  me lo he tomado como todo un guiño hacia mi persona, si me lo podéis permitir. 

 Con los personajes de Mercedes y Tilde, una pareja de ancianas emigrantes españolas, el autor logra poner en evidencia lo mucho que nos suele costar ver más allá. ¿Cuantas veces, al mirar a una anciana, nos paramos a pensar en sus anhelos, en sus deseos, en quién de verdad es? ¿Quienes de nosotros es capaz de ver a la joven vivaz y llena de energía que se esconde bajo esas capas de deterioro físico? Quizás sea eso lo que asusta de la vejez, que solo le afecta al cuerpo...

 Uniendo las vidas de todos estos personajes el autor creará un combo maravilloso que reflejará a la perfección cuan necesarios somos para quienes menos lo esperamos y lo extraordinariamente chachi y especial que eso es.

 Además, en este libro, Màxim pone en evidencia su influencia del realismo mágico con ese extraño personaje en forma de mujer que aparece cuando la historia lo requiere y desaparece cuando ya no es necesaria y con ese simpático pajarillo que conoceréis al final de la historia. Lo cierto es que no termino de decidir si esto me ha gustado o si por el contrario son matices que no aportan nada necesario a la novela, siendo esta ya lo suficientemente entrañable sin ningún abalorio.

 Para terminar os pongo un pequeño fragmeto de la novela que me ha gustado especialmente:

 "Había escondido todos sus miedos bajo el silencio. Más adelante me dijo que le costaba arrancarse con el idioma cuando estaba nerviosa y que le pasaba siempre, también con el español. A punto estuvieron de llevarla al médico porque de niña pasó semanas sin hablar, me contó. Estuve tentado de responderle que a mí también me pasó eso de niño. Y le dije que me pasaba de mayor algo parecido. Y esto, para Violeta, fue lo que la relajó. La boca bloqueada, el corazón exagerado y los pensamientos dando vueltas entre la garganta y el pecho. Siempre nos sentimos así cuando algo se ha roto en el interior e incluso cuando intuimos que algo se va a romper. Nosotros mismos."

 Con la colaboración de Espasa.


7 comentarios:

Tamara López dijo...

Tiene una pinta muy bonita, me gustaría leerlo.
Un beso :)

Princesa de papel dijo...

No me llama mucho la atención, pero gracias por la reseña.
Un beso :)

Margari dijo...

En algún momento me estrenaré con este autor, que veo que gusta bastante.
Besotes!!!

Beatriz Morote Barreiro dijo...

Hola! No conocía el libro pero no termina de convencerme.

Muy buena reseña.

Un saludo!

Shorby dijo...

Tengo pendiente al autor, a ver por cuál empiezo =)

Besotes

Rocío Gómez Campos dijo...

Nunca he leído al autor... un poco de prejuicio por ver al autor siempre en televisión, pero habrá que deshacerse de ello, porque tiene muy buena pinta.

Besooos!!

POESIAS SENSUAIS E CONTOS dijo...

Belíssimo blog